Cómo dar luminosidad al rostro

Cómo dar luminosidad al rostro
Comparte este artículo
Autor: Comentar

Es sabido por todas las mujeres que antes de aplicar ningún tratamiento o maquillaje, es indispensable mantener una  limpieza del cutis adecuada. Para resaltar la luminosidad de tu rostro, debes de usar un maquillaje que destaque la naturalidad de una piel fresca, con texturas nacaradas que iluminen el rostro suavemente.

Luminosidad en el rostro

Las sombras de ojos irisadas con partículas iluminadoras agrandan los ojos y resaltan la luminosidad del rostro, donde destacan una pestañas largas y definidas. Las sombras de ojos de texturas nacaradas, que contienen reflejos en oro o plata iluminan y realzan tu mirada.

Tengas el tipo de cutis que tengas, si quieres mantener un rostro luminoso, es necesario que exfolies tu piel una  o dos veces por semana y después termina aplicando una mascarilla purificante, que eligirá teniendo en cuenta tu tipo de piel.

Recuerda que la deshidratación, la mala alimentación y el estrés son responsables de una falta de luminosidad en el rostro; por ello es indispensable que bebas al menos dos litros diarios de agua, mantengas una alimentación sana, rica en frutas y verduras y te apliques en el rostro una buena crema hidratante a diario.

Si tienes bien hidratado el rostro puedes aplicarte un iluminador fluido, para aplicar en diferentes zonas  que quieras resaltar, después de la base de maquillaje, como la frente; el lagrimal de los ojos, el tabique de la nariz, en caso de que la tengas ancha; alrededor de los labios, para aportar volumen o un pequeño toque en los pómulos, para afinar el rostro.

Uno de los últimos tratamientos para aportar luminosidad al rostro, eliminar pequeñas arrugas y atenuar manchas es Limelight, que es un dispositivo con las ventajas de tres sistemas lumínicos, que abarca longitudes de onda de 520 a 1100 nm y actúa como un bisturí inteligente para dejar tu piel lisa y tersa.

Elimina las  lesiones de la piel, disminuye el tamaño del poro, atenúa las manchas  y la profundidad de las arrugas, de manera que se sintetiza  nuevo colágeno en la dermis, mejorando así la textura cutánea.

Fuente Imagen: jaime.serrano69/flickr

Por:
Etiquetas: ,
Categorías: Consejos de belleza
Comparte este artículo