Cuidados para el cuello

Cuidados para el cuello
Comparte este artículo
Autor: Comentar

El cuello de una mujer es un punto que se resiente con la edad y que evidencia el paso del tiempo. Pero a veces lo descuidamos, suele ser un gran olvidado. Te proponemos algunas ideas para que incorpores a tu rutina diaria los cuidados que tu cuello necesita para que se vea estupendo.

cuello

El cuello y el nacimientos del escote es un área particularmente delicada, ya que no tiene un buen sostén muscular y la piel es más fina, lo que hace que se convierta en un “chivato” reflejando arrugas, manchas y flaccidez.

Para mejorar su aspecto y proporcionar al cuello los cuidados diarios necesarios, sigue estos consejos que deberás realizar con constancia para que surtan efecto:

1.- Cuando te duches, procura aplicar agua fría a la zona del cuello y el escote para tonificarla.  El agua fría mejora la circulación sanguínea,  aportando mayor oxígeno a la zona y evita la flaccidez.

2.- No te olvides de desmaquillar y aplicar tónico en el cuello y en el escote. Las prisas muchas veces hacen que nos olvidemos de limpiar esta delicada zona y es tan importante como el rostro.

3.- Aplica exfoliante una vez por semana en el cuello y escote. Así contribuyes a eliminar células muertas y favorecer la penetración y acción de los cosméticos.

4.- Utiliza cremas nutritivas y antiarrugas. El cuello y escote son zonas que, como tu cara, necesitan nutrición e hidratación. Y no olvides usar factor de protección para cuidar la piel y evitar manchas. Aplica estas cremas en sentido ascedente del escote a la barbilla.

5.- Realiza ejercicios específicos para la zona. La gimnasia pectoral y los ejercicios de cuello te ayudarán a mantener en forma la musculatura, eliminar dolores y reducir las arrugas y la papada.

La clave es la constancia. Si dedicas un poco de tu tiempo a seguir estos consejos, ¡muy pronto verás los resultados!

Fuente de la imagen: foxiq

Comparte este artículo