Diseño de cejas según tu rostro

Diseño de cejas según tu rostro
Comparte este artículo
Autor: Comentar

Conocer la forma de tu cara, es el primer paso que debes de saber, antes de diseñar las cejas, para conseguir el mejor aspecto y unas cejas que se adecuen a la forma de tu rostro.

Para saber qué tipo de rostro tienes, debes de medir la longitud de tu cara con una regla, desde la cabeza hasta la barbilla, y dividir la longitud total por 3, por ejemplo si mide 8, al dividirlo por 3, el resultado es 2,67 o 2 2/3.

124020815

Mide la longitud desde la parte inferior de la nariz hasta la parte inferior de la barbilla; si el resultado es mayor que el primer número (2, 67),  lo más probable es que tengas una cara larga.

Si el resultado es menor que el primer número,  lo más probable es que tengas una cara redonda, y si el último número es igual al primer número, lo más probable es que tengas un rostro ovalado.

Existen seis formas básicas de rostro y a cada una le corresponde un tipo de cejas:

Cara ovalada

La frente es más ancha que la barbilla, posee pómulos salientes y un rostro que se estrecha en un mentón de forma de oval. Esta se considera la forma de la cara ideal, donde las cejas deben de formar un ángulo suave.

Cara redonda

El rostro es casi tan ancho como largo, y se ensancha en las mejillas. Para hacer que la cara parezca más larga, se deben de crear cejas, con un arco lo más alto y pronunciado que puedas hacia la frente.

Cara larga

La frente, los pómulos y la mandíbula son todos de la misma anchura; tienden a tener un mentón prominente y una apariencia alargada. Para acortar el rostro, se deben de realizar cejas horizontales.

Cara cuadrada

La frente, los pómulos y la mandíbula son del mismo ancho, siendo la característica más evidente, la mandíbula cuadrada. Para suavizar la mandíbula, se necesitan cejas en un color más fuerte y más grueso, y con un pico agudo, en la parte superior de la frente.

Cara forma de corazón

Es similar al óvalo, pero la barbilla termina en V. Le van bien las cejas redondeadas, con una curva suave, para conseguir un aspecto femenino y atractivo.

Cara con forma de diamante

No es tan común como las otras formas de la cara, y por lo general la cara es muy angular, la frente es un poco corta, y la cara es más ancha en las sienes. La solución es realizar cejas en forma curvada, para conseguir que el rostro se vea menos ancho.

Fuente Imagen thinkstock.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Destacados, Featured
Comparte este artículo