Rodillas y codos hidratados

Rodillas y codos hidratados
Comparte este artículo
Autor: Comentar

En la época invernal, se muestra menor interés por codos y rodillas, pero cuando llega el buen tiempo y se empiezan a mostrar es importante dejar ver una buena imagen y tener un mayor interés por los mismos. Sea la época que sea es primordial no descuidar su cuidado.

Dado que en ambos escasean las glándulas sebáceas, es muy importante mantenerlos bien hidratados para que no se resequen. Además la piel de los codos y rodillas recubre articulaciones, que se encuentran en constante movimiento.

Hay que tener en cuenta el rozamiento que reciben a lo largo del día con la ropa y que son las zonas de mayor apoyo en superficies, por lo que tenderán a resecarse bastante más que el resto y será necesario realizar un tratamiento de restructuración de la zona y aplicar una buenas crema  hidratante.

Rodillas y codos hidratados


Para evitar que se muestren ásperos, nada mejor que usar durante la ducha una crema exfoliante, aplicando un masaje en la zona a tratar para eliminar todas las células muertas y favorecer la penetración de la crema hidratante que aplicarás después de la ducha.

Cuando notes los codos y rodillas muy ásperos, te puedes aplicar esta sencilla receta que mejorará la sequedad y que lleva como ingredientes: 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra, 1 cucharadita de miel y 1 cucharadita de limón. Mézclalo bien, aplícalo y déjalo actuar al menos diez minutos y aclara con bastante agua tibia. Después de la aplicación, evita exponerte al sol  para evitar la aparición de manchas.

Otra receta para hidratar la piel contiene leche desnatada y el doble de pepino rallado; esta mezcla has de aplicarla después de haber exfoliado la piel y debes de dejarla actuar  hasta que la piel la haya absorbido; verás que depués de que hayas retirado la mezcla, tu piel se encontrará más nutrida y regenerada.

Imagen de: arrebatadora

Por:
Etiquetas:
Categorías: General
Comparte este artículo